¿Qué es la visión?

Cómo optometrista comportamental y terapeuta visual, he tenido que cambiar y desarrollar continuamente mi concepto y modelo de visión debido a la continua formación que he ido recibiendo y a la práctica clínica que he ido adquiriendo a lo largo de los años. Enfrentarme a casos que no tenían explicación bajo el modelo de visión que me habían dado en la escuela o universidad, es lo que me llevó a formarme más como optometrista, y bajo la filosofía de la optometría comportamental encontré las respuestas a todos aquellos casos que antes no podía explicar y, me dí cuenta de lo que significa realmente la visión en el ser humano. 

En este artículo haremos un viaje desde el modelo clásico de visión y sus limitaciones, hasta el modelo comportamental, que es el modelo de visión basado en los últimos estudios en neurociencia, y el que consigue explicar todo el complejo, pero precioso proceso visual que experimentamos los seres humanos.

1. Modelo de visión clásico ¿vista o visión?

Desde el colegio, nos enseñan que el ojo es como una cámara, en la que la luz pasa a través de las diferentes lentes (estructuras) del ojo para producir una imagen en la retina (película sensible a la luz en la parte posterior del ojo) y así se da la “visión”.

Este modelo, se desarrolla un poco más cuando estudiamos optometría en la universidad ya que, en el modelo que nos enseñan en la escuela, es la retina o el ojo el encargado de la visión pero realmente no es así, ya que la información que recibe nuestra retina, viaja a través del cerebro por lo que se llama la vía óptica (Figura 1) hasta conectar con la corteza visual primaria del cerebro (en el lóbulo occipital) que se encarga de procesar los estímulos visuales, y es por tanto, el encargado de la visión. 

Figura 1. Vía óptica 

Este modelo, aunque es suficientemente adecuado para explicar los defectos de refracción (miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia) y para que el optometrista  lleve a cabo la refracción y proporcionar una receta de gafas si es necesario, no puede explicar otras muchas preguntas sobre cómo vemos ni muchos de los síntomas visuales que presentan infinidad de pacientes.

Este modelo clásico de visión viene a decir que la visión es simplemente el procesamiento por parte de una zona concreta del cerebro de las imágenes producidas en nuestros ojos (retinas) de los objetos que vemos y que, si la visión no se da adecuadamente sólo puede ser porque, puede haber un problema en la vía óptica, que lo puede solventar el neurólogo o porque nuestros ojos no reciben la imagen nítida, bien debido  a un defecto refractivo (miopia, hipermetropia etc.) que lo puede solventar el optometrista o a un problema de patología ocular ( cataratas, problema de retina etc.) que lo puede solventar el oftalmólogo.

 

Apúntate a la Newsletter

Escribimos sobre Terapia Visual  y Optometría Comportamental. Suscríbete a la Newsletter y sé el primero en recibirlo y podrás contar con alguna sorpresa más 😉.

Es decir, bajo este modelo, la visión termina en el área visual del cerebro (lóbulo occipital) y evaluando únicamente la agudeza visual y alcanzando un 100% de agudeza visual, podemos decir de que tenemos buena visión.

Gracias a los diferentes síntomas que presentan infinidad de pacientes y a los estudios en neurociencia sabemos que esto no es así ya que, por poner algún ejemplo, este modelo no puede responder a preguntas como: 

  • Si la visión termina en el área visual del cerebro, ¿cómo hacemos para coger o alcanzar los objetos que vemos? ¿cómo sabemos identificar o decir los objetos que vemos? ¿Por qué si cerramos los ojos perdemos el equilibrio? ¿cómo sabemos identificar si la cara de una persona es de tristeza o alegría? ¿cómo podemos visualizar un objeto con tan solo tocarlo o escucharlo?
  • Si la visión es únicamente ver un 100% de agudeza visual, ¿Por qué acuden niños a nuestras consultas con un 100% de agudeza visual y síntomas visuales como: fatiga visual tras tareas visuales prolongadas, pérdidas de lugar al leer, saltos de líneas o palabras en la lectura, necesidad de utilizar el dedo para leer o sensación de que las letras se mueven o se juntan al leer? (figura 2 y 3)
Figura 2. Niño utilizando dedo en la lectura
Figura 3. Sensación de movimiento de letras al leer

Dadas todas estas preguntas, ¿podemos decir que la visión termina en el área visual del cerebro? ¿podemos decir que viendo un 100% tenemos buena visión? ¿podemos decir que todos los síntomas anteriormente citados no son visuales? Parece obvio que la respuesta a todas estas preguntas es NO.

El único problema es que este modelo clásico de visión no puede explicar estas preguntas. Y como yo quería tener respuesta a todas estas preguntas y poder dar solución a todos estos pacientes, me vi en la obligación de formarme más y encontré en la optometría comportamental y la neurociencia todas estas respuestas.

2. Modelo comportamental de visión. ¿Qué es la visión realmente?

Este modelo, el cual es mi modelo de visión y el que los estudios en neurociencia avala, se basa en el concepto de los 4 círculos del Dr. Skeffington (Figura 4), quien se dió cuenta que la visión juega un papel mucho mas importante en la vida de las personas que simplemente ser capaz de leer una fila de letras pequeñas a distancia. Este concepto, que en su día fue una simple teoría, hoy sabemos que es cierto gracias a los estudios en neurociencia sobre los diversos sistemas neurológicos encargados del proceso visual. (Uso de modelos para ayudarnos a entender la visión).

Gracias a los estudios en neurociencia, hoy sabemos que la visión no es simplemente la vía óptica del ojo al lóbulo occipital del cerebro. La visión no termina ahí. Hoy sabemos que existen 35 áreas en el cerebro implicadas directa o indirectamente con el procesamiento de la información visual (Figura 5), que existen 305 vías corticales relacionadas con la visión, que el 70-80% de la información que llega al cerebro tiene algún componente visual y que el 80% de la información que llega al cortex visual está ligada a otras áreas motrices. (Sistema visual. La percepción del mundo que nos rodea)

Figura 5. Estructuras cerebrales vinculadas con la visión

La neurociencia habla de 2 corrientes de procesamiento de la información visual: la corriente dorsal y la corriente ventral.

La corriente dorsal relaciona el córtex visual con el lóbulo parietal y frontal y se encarga principalmente de las acciones motoras guiadas visualmente. Esta corriente esta muy relacionada con la atención y nos permite organizar y entender el espacio y prepararnos para acciones futuras.

La corriente ventral, sin embargo, relaciona el córtex visual con el lóbulo temporal y frontal y se encarga principalmente de identificar y describir lo que vemos. Esta corriente esta muy relacionada con la cognición y la visualización de acciones. Pero ambas corrientes no se dan por separado, también debe existir una interrelación entre ellas, ya que no hay cognición sin atención y no hay visualización sin una acción posterior. (Sistema visual. La percepción del mundo que nos rodea).

Como vemos, la visión está en todo el cerebro y podemos trasladar estos estudios de las dos corrientes de procesamiento visual a la teoría inicial de los 4 círculos de skeffington en los cuales, para que se dé un procesamiento visual óptimo, debemos saber primero dónde estoy yo y donde están las cosas (1º y 2º círculos relacionados con la corriente dorsal) pero también saber qué es y cómo expresar lo que sé del objeto (3º y 4º círculo relacionado con la corriente ventral). (Uso de modelos para ayudarnos a entender la visión.

3. Mi visión de la visión

Cómo hemos visto, el modelo comportamental es el único que puede explicar todo el complejo proceso visual de los seres humanos. Gracias a este modelo, sabemos que un niño/adulto que ve el 100% de agudeza visual puede presentar problemas visuales y por qué.

Sabemos que la visión es mucho mas que un 100% de agudeza visual. La visión influye en el movimiento, en la atención, en la cognición etc. Y es por eso que muchos niños con problemas de aprendizaje presentan problemas visuales y viceversa, ya que la visión está presente en todo el cerebro y no solo en una parte como indica el modelo clásico. 

Por tanto, una vez aportada la evidencia científica del modelo comportamental de visión, el cual es, por supuesto, mi modelo de visión y el cual explica todos los síntomas de mis pacientes en consulta, terminaré este artículo con una definición propia de lo que es la visión:

 

La visión comprende un proceso fisiológico de ver (via visual, vista) y un proceso perceptual (todo el cerebro, visión) y nos permite organizar y comprender el espacio, dar significado, comprender lo que vemos, sentirnos seguros moviéndonos por el espacio… En definitiva, gracias a la visión podemos sentir y tocar el mundo en su máximo esplendor”.

Como veis, la visión es mucho mas que dos ojos que reciben una imagen clara. No vemos con los ojos, sino con el cerebro, y aunque hay una parte de nuestro cerebro encargada específicamente de la visión, esa información después debe ir a otras muchas áreas mas para conectar nuestra visión con nuestra audición, nuestro sistema motor, nuestra memoria etc. Y esa conexión será muy importante para nuestra atención, nuestras habilidades cognitivas (como la lectoescritura), nuestra manera de movernos etc.


Por tanto, no solo es necesario que recibamos adecuadamente la información visual a través de nuestros ojos sino que también es necesario un correcto procesamiento visual por parte de nuestro cerebro para que podamos sacar el máximo partido al maravilloso sistema visual que poseemos.


¿Y tú?, ¿Sabías todo esto sobre la visión?, ¿ que te ha parecido este concepto sobre la visión?, ¿difiere tu opinión en algún punto? Por favor házmelo saber en los comentarios. Seguro que podemos enriquecer y crecer mediante el debate.


También puedes comentar y dejar tus impresiones en las redes sociales. No te cortes, estamos para mejorar y seguir creciendo.


Comparte tu opinión en las redes
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email


Álvaro García de La Cruz

Optometrista y terapeuta visual, amante de su profesión y creador de este blog,  Ver Para Crecer, web para difundir  sobre Optometría, Visión, Terapia Visual y cómo a través de ella, se solucionan problemas visuales de niños y adultos. 

6 comentarios en «¿Qué es la visión?»

  1. Alvaro, muchas gracias por poner un poco de luz a estos temas tan interesantes y desconocidos por la mayoria de los mortales y por hacer mas facil el camino a la gente adultos y pequeños a los que les pasan cosas y no saben por que, es importantisimo ponerse en manos de un gran profesional al que le encanta su trabajo y no para de investigar.

    Responder
    • Gracias por tus palabras de apoyo, justo para eso nació Ver Para Crecer, para que la sociedad sepa la importancia de la visión en sus vidas y que puedan dar respuestas a ciertos problemas que en muchos casos pasan desapercibidos y afectan mucho a su calidad de vida o interfieren en el rendimiento escolar de los mas pequeños. En general, VER PARA CRECER surge para ayudar a las personas a ser un poco mas felices.

      Saludos y gracias de nuevo.

      Responder
    • Gracias por el comentario. Para mí es todo un orgullo que este contenido pueda llegar y gustar también al otro lado del atlántico. Muchísimas gracias por el interés mostrado y espero seguir generando contenido de vuestro interés.

      Saludos.

      Responder
  2. Muchichisimas gracias Álvaro por tu articulo.
    En un curso de optometria pediátrica la profesora nos dijo que la optometria es muy desconocida y tenía razón. Por eso hace falta profesionales como tu que se dedican… Que viven «optometricamente» y deciden compartir sus conocimientos.
    Y es que hace falta para que todos entendamos mejor esta habilidad que tenemos que es VER.
    gracias Álvaro por tu iniciativa y ánimo para seguir. Espero leer muchos más.

    Responder
    • Gracias por tus palabras de ánimo y apoyo, comentarios como el tuyo me llena de energía para seguir escribiendo y generando contenido.
      Y, efectivamente, el mundo de la optometría es muy extenso pero cuando ves a la cantidad de personas que puedes ayudar, todo merece la pena. Espero poder seguir transmitiendo la optometría y la terapia visual con la misma pasión que la siento yo.

      Saludos.

      Responder

Deja un comentario